//Fecha 8 Huracán y Vélez repartieron puntos y siguen navegando en el fondo de la tabla

Fecha 8 Huracán y Vélez repartieron puntos y siguen navegando en el fondo de la tabla

En el Ducó igualaron 1 a 1. El Globo golpeó primero, pero no pudo ni supo sostenerlo. El equipo de Liniers mostró mayor ambición. Así y todo, ninguno logró escaparse al último pelotón de la Liga Profesional de Fútbol.

“El Palacio es tu casa”, reza la bandera de la Miravé. Acompaña una foto de Diego, justo a 9 meses de su partida. Abajo, sobre el verde césped, pocos se animan a la gambeta. Hasta que Luca Orellano quiebra cintura y por primera vez en la noche desarticula la marca de Leandro Grimi. Y clava de zurda, como si se tratara de un tributo al 10, un bombazo que deja sin chances a Marcos Díaz. Es el empate de Vélez, merecido, porque tuvo una mayor ambición. Huracán golpeó rápido, pero no lo pudo ni supo aguantar. Y terminó perdiendo dos puntos en Parque de los Patricios, lamentándose porque el ciclo de Frank Kudelka se deshace entre tantos malos resultados: apenas ganó 2 de los 15 partidos que dirigió.

Apenas se habían disputado 120 segundos cuando Jhonatan Candia sacudió el arco de Lucas Hoyos. Fue en ese arranque furioso en el que llegó un remate un cruzado de Ismael Quilez, un rebote y el oportunismo del delantero uruguayo. A partir de ese momento, todo el peso del partido recayó en Vélez.

Sin embargo, el equipo de Mauricio Pellegrino no pudo explotar sus virtudes. Thiago Almada estaba contenido por Santiago Hezze y Claudio Yacob, quienes patrullaban en el medio. Por afuera no podían soltarse Tomás Guidara ni Francisco Ortega. Y si los laterales no profundizan, los caminos hacia el arco rival carecen de sorpresa. Vélez, entonces, intentaba acercarse con los pelotazos cruzados. Pocas veces logró desequilibrar Orellano, fundamentalmente, por el buen trabajo de Grimi.

En este contexto, Huracán dejó la pelota en poder de Vélez. No obstante, se sabe, posesión (72% en el primer tiempo) sin explosión no es ninguna solución en 3/4. Recién en el desenlace de esos primeros cuarenta y cinco minutos logró desatarse Orellano, quien recibió de Guidara y asistió a Thiago Almada. No obstante, el remate del pibe de Fuerte Apache se perdió por encima del travesaño.

Tuvo un mayor éxito el plan de Kudelka a bordo de un 4-3-3 que recién empezó a presionar cuando Vélez avanzó en el círculo central que el circuito de pases que estableció el conjunto de Liniers. Con disciplina y corte, más alguna pincelada de Franco Cristaldo o aparición del Mosquito Silva, le bastó para imponerse en el resultado.

En el segundo tiempo, Kudelka apostó a Lucas Vera para darle más volumen de juego al equipo. Y armó una buena sociedad con Cristaldo. Pero Candia tuvo dos cabezazos y no concretó. Terminaron en las manos de Hoyos. El gol de Vélez derrumbo sus planes. Ya estaba Centurión, mucho más punzante y encarador que Agustín Bouzat. De una jugada de Ricky, se produjo la más clara del complemento: el centro de Ortega encontró un cabezazo de Almada y la pelota se estrelló en el palo.

Hubo un ida y vuelta, aunque Vélez siempre manejó mejor la pelota. El punto le sirve, claro, porque arrancó perdiendo. Huracán no podrá sentirse satisfecho. Ni por el empate ni por ese rendimiento con tantos claroscuros.

Línea de tiempo

Huracán

4-3-3
Huracán 1 1 Vélez Sarsfield Vélez Sarsfield

4-2-3-1
Liga Profesional Argentina, miércoles 25 agosto 2021
Estadio: Tomás Adolfo Ducó  Árbitro: Silvio Trucco

Fuente:Daniel AvellanedaDaniel Avellaneda – Clarín.com Deportes – Foto: @CAHuracán – Clarín.com Deportes