//71 años del nacimiento de Spinetta: su amor por River, su reconocimiento a Boca y sus canciones futboleras

71 años del nacimiento de Spinetta: su amor por River, su reconocimiento a Boca y sus canciones futboleras

Forjó su pasión por el Millonario en Núñez, el barrio de su infancia, aunque no se consideraba un “prototipo de hincha” y alababa a los xeneizes: “Pierdan o ganen, están siempre ahí gritando por el equipo”.

3 de enero de 2021: Luis Alberto Spinetta, el Flaco, uno de los artistas más prolíficos que ha dado Argentina, cumpliría 71 años. Un hombre que dedicó su vida a la música pero que también estuvo atravesado por el fútbol, su otra pasión, y en especial por River, el equipo de sus amores.

¿Dónde nace el amor de Spinetta por el Millonario? En primer lugar, en el barrio de Núñez, donde nació y se crió. En segundo lugar, por José “Machín” Gomezza, socio fundador del club y masajista histórico de La Máquina, quien le regaló una guitarra criolla de 1923 que el Flaco conservó hasta sus últimos días.

En 1989, en una entrevista con El Gráfico, Spinetta reflexionó sobre su sentimiento por el Millo y aseguró: “No me considero el prototipo del hincha de River. Es demasiado cómodo. Si gana, está todo bien, en cambio si pierde todo es una porquería asquerosa. Me van a matar, pero me parece mejor hinchada la de Boca. Pierdan o ganen, los monitos están siempre ahí gritando por el equipo”.

71 años del nacimiento de Spinetta: su amor por River, su reconocimiento a Boca y sus canciones futboleras

Ese respeto por el Xeneize también quedó documentado en el libro “Spinetta: crónica e iluminaciones”, de Eduardo Berti, en el cual descartó cualquier tipo de odio hasta el clásico rival: “No, en absoluto. Mi mamá era de Boca y uno a la vieja le respeta cualquier cosa”.

Respecto a su obra, hay dos temas que suelen ser vinculados con la pelota. En primer lugar, “El anillo del capitán Beto”, una canción que no fue creada como homenaje para el Beto Alonso pero que finalmente se convirtió en una leyenda que tomó vida propia: “Es un mito que ayudó a crear Juan Alberto (por Badía) y está bien que así sea, porque el Beto se merece eso y mucho más. Una sinfonía”.

La otra canción es “La bengala perdida”: “Un día me encontré un hotel con los muchachos de la barra de Rosario Central y uno de ellos me dijo: ‘Flaco, antes de morirte, tenés que hacer una canción de las barras bravas’. Y la hice”, contó.

“¿El fútbol tiene música?”, le preguntó el entrevistador en aquella histórica nota de El Gráfico de 1989. La respuesta fue contundente: “Sí, es un arte mayor. El murmullo del público, la cancha, la gente, la pelota, los jugadores, todo eso solamente es superado para mí por un escenario. El buen fútbol, el fútbol bien jugado, es un regocijo y representa una manera de expresarse, la armonía del cuerpo, la manera de encarar el espacio. Soy muy respetuoso de los jugadores que están ahí ganándose el pan en una cancha, por eso me hacen mal algunas actitudes, por ejemplo cuando la gente los insulta. Recuerdo que durante el Mundial del ’78 un espectador a mi lado lo insultaba a Luque. Y el pobre Luque estaba ahí matándose con un hermano muerto, el brazo y la nariz rota. Sentía una indignación que me dieron ganas de llorar, una indignación en el fondo de mi ser. Esas cosas son las que no quiero”.

Fuente: TyC Sports – Fotos: El Gráfico – TyC Sports – Videos: Aturdidos 1980 – SpinettaVEVO – You Tube – TyC Sports