//Los mejores partidos de Grand Slam de 2020: 1 Y 2

Los mejores partidos de Grand Slam de 2020: 1 Y 2

Temporada ATP Tour En Revisión: Mejores Partidos De Grand Slam – Parte II

El lunes, ATPTour.com comenzó su serial anual de revisión de temporada al revelar la parte 1 de los mejores partidos de Grand Slam de 2020. Ahora continuamos con la serie analizando los dos mejores encuentros del año en Grand Slam. Esta semana, también veremos las mayores remontadas y sorpresas en los Slam de 2020 antes de centra nuestra atención en los mejores partidos, remontadas y sorpresas de los torneos ATP Tour.

Video cortesía de Tennis Australia
2) Nick Kyrgios v. a. Karen Khachanov. Abierto de Australia. Tercera ronda. 25 de enero de 2020.
Nick Kyrgios comenzó la temporada 2020 con una pizarra limpia, autodenominándose como un Nick “nuevo y mejorado”. Uno de los favoritos de los aficionados en Australia, se convirtió en una leyenda al encabezar los esfuerzos de ayuda para combatir los terribles incendios forestales que devastaron Australia hace casi un año. Incluso antes de entrar en la Melbourne Arena para su partido contra Karen Khachanov, que estaba nuevo puestos por encima en el FedEx ATP Ranking (No. 17), la grada estaba lista para una fiesta, cantando Sweet Caroline al unísono. Poco sabían que estaban a las puertas de un choque de cuatro tie-breaks que se extendió durante cuatro horas y 26 minutos.

Todo comenzó de manera bastante inocente, si un partido de Kyrgios alguna vez puede ser etiquetado como tal, con Nick llevándose los dos primeros sets por 6-2, 7-6 (5). El australiano, vestido con una camiseta fluorescente, se colocó con una ventaja de 4-2 en el tercer set, y parecía que tenia la victoria en su mano para cerrar un enfrentamiento en la cuarta ronda con Rafael Nadal.

Pero el ruso estaba entrando en calor. Khachanov rompió el saque de Kyrgios en el séptimo juego, luego salvó un punto de partido en el tie-break del tercer set y finalmente llegó con vida al cuarto.

El ruso salvó otro punto de partido en el tie-break del cuarto set con 6-7, y envió el partido a un quinto set tres puntos más tarde cuando un revés de Kyrgios se marchó fuera. Por supuesto, el encuentro fue a otro tie-break y Nick convirtió su tercer punto de partido, más de dos horas después del primero.

La grada había deseado la victoria de Kyrgios y cuando el último revés de Khachanov se desvío se produjo un estallido de júbilo. Posiblemente fue un Nick “nuevo y mejorado”, pero en muchos aspectos, fue material clásico del Rey Kyrgios en la pista: saques por debajo de la cintura, muchos golpes directos y decenas de ganadores imposibles.

“Es emocionante”, dijo Kyrgios después de su victoria por 6-2, 7-6 (5), 6-7 (6), 6-7 (7), 7-6 (8). “Es definitivamente una de las mejores victorias de mi carrera. Sinceramente, siento que mis piernas piensan alrededor de 40 kg cada una. Estaba un poco perdido mentalmente… Pensé que iba a perder, honestamente”.

Video cortesía de Tennis Australia

1) Novak Djokovic v. a. Dominic Thiem. Abierto de Australia. Final. 2 de febrero de 2020.

Hay que darle todo el crédito a Dominic Thiem por asumir los desafíos más complicados del tenis. En 2018 y 2019 se enfrentó a Rafael Nadal, el rival más duro del mundo en tierra batida, en la final de Roland Garros. Y a principios de este año, en una noche despejada bajo un techo abierto, se midió contra Novak Djokovic en la final del Abierto de Australia. Nole, como se le llama en los Balcanes, entonces siete veces campeón en el evento, nunca había perdido una semifinal o final en el Grand Slam de Asia y Pacífico.

En ese momento, Thiem nunca había vencido a Djokovic en una pista dura y, para empeorar las cosas, el serbio tenía un gran incentivo adicional para ganar: un octavo título le permitiría superar a Rafael Nadal como el No. 1 del FedEx ATP Ranking. Es posible que Thiem se haya enfrentado a las pruebas más duras del tenis, pero antes de 2019 no estaba superando esos exámenes. El austríaco tenía un récord de 7-15 frente al Big-3 antes de 2019, y aunque lideró el ATP Tour con 211 victorias entre 2016-9, antes de 2019 estaba 15-32 contra el Top 10.

Pero en el año previo a la final del Abierto de Australia, Thiem estaba empezando a cambiar el rumbo. En 2019, ganó dos de sus tres partidos contra Djokovic, incluida una gran victoria en la semifinal de Roland Garros en cinco sets. Tuvo un récord de 3-0 contra Federer ese año y se repartió un par de encuentros con Rafael Nadal. Y así, Djokovic entró al partido como el favorito, pero Thiem claramente se acercaba poco a poco al trono del serbio.

Thiem sabía que no vencería a Djokovic jugando a lo seguro, por lo que salió a la pista en busca de los ganadores y el plan de juego parecía estar funcionando al colocarse con una ventaja de dos sets a uno.

Djokovic admitiría más tarde que comenzó a “sentirse realmente mal en la pista” después de perder el segundo set debido a la deshidratación. Estaba frustrado tanto con su oponente como con el juez de silla, que le castigó por violaciones de tiempo consecutivas en el segundo set. Con 1-1 en el cuarto set, Thiem tuvo un punto de quiebre que podría haberle dado un dominio absoluto sobre el partido. Pero Djokovic le sorprendió con una combinación ganadora de saque y volea para evitar la amenaza.

”Probablemente, un punto y un golpe nos separaron esta noche”, dijo sobre el punto. “Podría haber sido de otra manera”.

Thiem no tuvo otro punto de break en el cuarto set, que perdió 6-3, y luego el serbio tomó el mando en el quinto, rompiendo el saque de Thiem en el tercer juego y luego cerrando el triunfo con un brillante 6-4, 4-6, 2-6, 6-3, 6-4 en tres horas y 59 minutos.

“Creo que no hay mucho que cambiar”, dijo Thiem después del partido. “En los dos últimos sets, definitivamente di todo lo que tenía. Novak es parte de tres tenistas que son, con mucha diferencia, los mejores jugadores que han jugado al tenis. Si juegas una final de Grand Slam contra él, siempre será un partido que se decidirá por detalles muy pequeños”.

Thiem perdió la batalla, pero la confianza que ganó al llevar al No. 1 del mundo al límite en Australia le ayudó más adelante en la temporada, ya que ganó su primer major en Nueva York y luego se tomó una pequeña venganza contra el serbio, ganándole en las semifinales de las Nitto ATP Finals.

Fuente: Dave Seminara ATP TOUR – Foto: ATP TOUR