//Nadia Podoroska logró el primer triunfo sobre césped de su carrera

Nadia Podoroska logró el primer triunfo sobre césped de su carrera

En el WTA 250 de Bad Homburg, Alemania, la argentina venció a la junior local Mara Guth por 6-0 y 6-3; en esa superficie sólo había jugado un match en 2017.

Oocho días del comienzo de Wimbledon, el tercer Grand Slam de la temporada, la argentina Nadia Podoroska, 40° del ranking mundial, logró la primera victoria sobre césped de su carrera. En la primera edición del torneo WTA 250 de Bad Homburg, Alemania (se iba a jugar el año pasado, pero se canceló por el brote de coronavirus), la rosarina derrotó, con contundencia, a la local Mara Guth (17 años, 22° del ranking junior y sin partidos en la máxima categoría) por 6-0 y 6-3, en sólo una hora y tres minutos.

La rival de Podoroska (quinta preclasificada) en los 8vos de final del certamen germano con 235.238 dólares en premios será la rumana Patricia Tig (61°), que superó a la alemana Mona Barthel (187°) por 7-6 (4) y 6-4. En el único enfrentamiento entre ambas, en los cuartos de final de Sevilla 2019, se impuso Tig por 4-6, 6-3 y 6-4. Pero era otro contexto, claro.

Podoroska asumió el favoritismo con mucha autoridad. Si bien su rival tenía muy poco rodaje en el profesionalismo (apenas dos partidos, uno en el 25.000 de Wiesbaden, cuando tenía 14 años, y el otro en enero pasado en el W25 de Hamburgo) y llegaba de alcanzar los cuartos de final en la categoría Sub 18 de Roland Garros, muchas veces no resulta sencillo plasmar esa diferencia de jerarquía en el court. Y la argentina de 24 años lo hizo: después de competir en Roland Garros (perdió en la primera ronda individual y alcanzó las semifinales en dobles), se mostró cómoda en la transición del polvo de ladrillo al césped. Anotó tres aces, cometió dos doble faltas, logró el 61% de primeros servicios, ganó 67% de puntos con el primer saque y el 65% con el segundo. Le quebró seis veces el saque a Guth, que cometió nueve doble faltas.

La argentina, que disfruta del mejor ranking de su carrera, tenía solamente un partido jugado sobre césped: había sido en la primera ronda de la clasificación de Wimbledon 2017, con caída por 6-3, 6-7 y 8-6 ante la portuguesa Michelle Larcher de Brito. Durante la semana Podoroska se entrenó con Simona Halep en el césped alemán, pero finalmente la rumana se bajó del torneo porque sigue padeciendo dolores en la pantorrilla izquierda (por ese motivo no actuó en Roland Garros).