Gustavo Fernández y Sebastián Báez, dos historias de superación, al margen de ganar o no un título

2703381w1033PARIS.- Son dos historias inspiradoras. La vida, tantas veces, trata sobre eso: de ver el sol después de la tormenta. Superar obstáculos, seguir para adelante, cumplir los sueños. Tienen mucho en común Gutavo Fernández y Sebastián Báez, tenistas argentinos que alcanzan finales de Rolan Garros y no se conforman: siempre quieren más. Báez, el número uno mundial de los juniors, pierde con el chino Chun Hsin Tseng por 7-6 (7-5) y 6-2 y Gustavo Fernández, el número 2 de tenis adaptado, cae contra el japonés Shingo Kunieda por 7-6 (7-5) y 6-0. El aprendizaje es el camino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *