//El abrazo entre un ruso y un ucraniano, dos amigos en el vestuario de Atalanta

El abrazo entre un ruso y un ucraniano, dos amigos en el vestuario de Atalanta

“El fútbol une lo que la locura humana quiere separar”, explicaba el mediocampista de Atalanta, Matteo Pessina, en su cuenta de Instagram. Palabras acertadas para los tiempos que corren. Y es justamente su equipo el que muestra que el factor humano puede romper todo tipo de diferencias producto de la barbarie que está atravesando hoy el este de Europa.

En el equipo de Bérgamo conviven un ruso y un ucraniano: Aleksej Mirancuk y Ruslan Malinovskyi. Son amigos, al nivel que el ucraniano ofició de traductor durante los primeros días del moscovita en el club, para ayudarlo con su adaptación. Además, tienen una sana disputa: la del puesto de volante ofensivo dentro del campo de juego.

Si hay algo en lo que ambos coinciden es en su rechazo a la guerra. Y en los últimos partidos no lo dejaron pasar. El jueves, Malinovsky festejó sus dos goles en el encuentro de Europa League ante el Olympiacos mostrando una camiseta con la frase: “No a la guerra en Ucrania”.

Ese día, Miranchuk estaba ausente debido a una lesión, pero días después tendría su oportunidad para demostrar su descontento por la situación que atraviesan ambos países. Luego de anotar el cuarto gol de su equipo ante Sampdoria el lunes, se fue cabizbajo hacia el centro del campo de juego, como gesto de que no había nada que festejar.

El ruso Aleksei Miranchuk, de Atalanta, a la derecha, solo sube una mano sin festejar tras de que anotara el cuarto y último gol con el que su club derrotó 4-0 a Sampdoria, en Bérgamo
El ruso Aleksei Miranchuk, de Atalanta, a la derecha, solo sube una mano sin festejar tras de que anotara el cuarto y último gol con el que su club derrotó 4-0 a Sampdoria, en Bérgamo

Días después, trascendió que ambos jugadores se fundieron en un abrazo en la intimidad del vestuario. Matteo Pessina se referiría del tema en sus redes sociales para mostrar su respeto a ambos futbolistas: “Los pueblos en guerra, en nuestro vestuario, tienen la cara de Ruslan y Aleksey. ‘Mali’ es un chico introvertido, disponible y fuerte. ‘Mira’ es la persona más buena que conozco, tímido y con mis mismas pasiones. El otro día, mientras la locura de la guerra empezaba, los dos se abrazaron en Zingonia. Y nosotros nos juntamos a ellos y seguiremos haciéndolo en este momento tan duro, que nos une como una gran familia”.

Por su parte, el director deportivo del club, Giovanni Sartori, se refirió a la situación que se vive en el plantel: “Viven con enorme respeto el uno del otro, aunque tengan un carácter distinto. Un ucraniano y un ruso que se abrazan y juegan juntos. En nuestro vestuario hay el ejemplo de que estos pueblos puedan convivir en paz”.

Fuente: LA NACION – Fotos: PANAYOTIS TZAMAROS – INTIME NEWS – LA NACION Deportes – Instagram pessinamatteo – LA NACION Deportes