//Boxeo en el Luna Park: un cross salvaje iluminó una noche fría y la Tigresa se quedó sin título

Boxeo en el Luna Park: un cross salvaje iluminó una noche fría y la Tigresa se quedó sin título

Débora Dionicius ganó el título interino pluma; el KO de Aquino, lo mejor.

o fue una noche una eléctrica, cargada de emociones y épica. Tampoco hubo lugar para que la nostalgia invada el presente. El regreso del boxeo al Luna Park, tras ocho años de ausencia, estuvo lejos de los momentos ardorosos con que engendraron su historia de amor incondicional. En medio de un clima artificioso y frías alegrías, la entrerriana Débora Dionicius le ganó por puntos a Marcela “Tigresa” Acuña y se coronó como nueva campeona mundial interina de peso Pluma de la Organización Mundial de Boxeo.

Desde tempranito el paisaje de la zona del bajo fue mutando con la excusa de un reencuentro histórico y pasional. Tal vez le faltó el color que a lo largo de sus 90 años caracterizó a las veladas del Luna Park. No hubo vendedores ambulantes con el clásico merchandising boxindanga, ni asistieron las barras bullangueras que suelen aparecer para hacerle el aguante al boxeador del barrio con sueños de campeón. Tampoco hubo colas para entrar ni gente desesperada para conseguir una entrada de garrón. Los controles policiales en los alrededores, con altos muros de maderas, les sacaron brillo a los ingresos de Bouchard.

La entrerriana Débora Dionicius venció a Marcela la Tigresa Acuña en el Luna Park y se coronó campeona interina pluma de la Organización Mundial de Boxeo (OMB)
La entrerriana Débora Dionicius venció a Marcela la Tigresa Acuña en el Luna Park y se coronó campeona interina pluma de la Organización Mundial de Boxeo (OMB)Santa Cruz Alejandro – Télam

La poca expectativa que se palpó en las tribunas no fue más, por cierto, que la retribución forzada del público que se identifica con la historia del Luna y sus mitos. A los que peinan canas los invadió la nostalgia, a los más pibes los movilizó la curiosidad de sentir en carne propia una noche de boxeo en el Luna. No hubo la adrenalina y la euforia que supieron irradiar los choques de Lausse ante Selpa, Saldaño con Tito Yanni y Coggi contra Pajarito Hernández. Las exigencias del público siguen intactas. Solo Brian Suarez, que le ganó al colombiano Juan Boada, y Nicolás Aquino, que dio la sorpresa al noquear a Kevin Muñoz, fueron los únicos capaces de arrancar tibios aplausos de reconocimientos.

Esa zurda cruzada del Rayo Aquino fue un relámpago en la noche cerrada. Iluminó una sala silenciosa y despertó algunos gritos de admiración. No mucho más.

https://twitter.com/TyCSportsPlay/status/1462255111779098626?ref_src=twsrc%5Etfw%7Ctwcamp%5Etweetembed%7Ctwterm%5E1462255111779098626%7Ctwgr%5E%7Ctwcon%5Es1_&ref_url=https%3A%2F%2Fwww.lanacion.com.ar%2Fdeportes%2Fboxeo%2Fboxeo-en-el-luna-park-un-cross-salvaje-ilumino-una-noche-fria-y-la-tigresa-se-quedo-sin-titulo-nid21112021%2F

Muy lejos estuvo esta reapertura de lo que fue la consagración de Omar Narváez ante el nicaragüense Adonis Rivas, en 2002. La principal causa de que el Luna Park haya lucido casi vacío, fue las restricción sanitarias que rigen para los estadios cubiertos con un 60 por ciento de aforo. La otra fue el prejuicio de una cartelera sin nombres tan convocantes, con más promesas que realidades. Apenas 3000 personas disfrutaron in situ del triunfo por puntos de Débora Dionicius ante Marcela Acuña.

Sin embargo, la novela de la Gurisa Dionicius no tuvo un final clamoroso, bañando del rugido de la multitud. El público no explotó cuando el árbitro Stella, que se despedía de la actividad, le levantó el brazo en señal de triunfo. Y, en cierta medida, fue lógico: Dionicius no era la protagonista de la noche. Se robó el papel boxeando mejor que la Tigresa. Después de todo, algunos actores, entre ellos Nazareno Casero y Marcelo Mazarrello, fueron al Luna atraídos por la marca registrada de un icono de Buenos Aires y la pionera del boxeo femenino en Argentina.

El combate fue tan malo que ni siquiera hubo ánimo para que desde la popular apareciera el ingenio para quejarse. Lo que le escamoteó el cariz palpitante a la pelea por el título mundial pluma interino de la Organización Mundial de boxeo. La platea de Bouchard y el ring side estuvieron como sedados, casi contagiados por los arrestos desesperados de la Tigresa, que a sus 45 años deberá comenzar a pensar seriamente en el retiro de la actividad. “Estoy muy feliz, sin palabras, es una noche soñada. Sabía que era mi oportunidad. Gracias Marcela. Estaba muy motivada para esta pelea y me preparé de la mejor manera. Llevamos el título para Entre Ríos”, explicó Dionicius, de 31 años y un récord de 32 triunfos y tres derrotas.

La entrerriana Débora Dionicius castiga a la Tigresa Acuña
La entrerriana Débora Dionicius castiga a la Tigresa AcuñaSanta Cruz Alejandro – Télam

Como esos amores que se juran amor eterno, el Luna y el boxeo forjaron su historia con idas y vueltas. El primer impase pasó en 1989, cuando Locomotora Castro y el Puma Arroyo se prestaron a una efímera reapertura, dos años después que Tito Lectoure bajara los cortinados agobiado por la crisis económica de entonces. Después, en 2002, el tiempo, que parece transcurrir más rápido que la lógica más pura, le dio forma al sueño astillado de Tito y convirtió a Omar Narváez en ídolo de la nueva era. Hasta que una mañana amanecimos con la noticia de nuevos dueños y rumores de demolición. Pareció el fin, pero no lo fue.

Este sábado volvió el boxeo al Luna Park, pero no volvieron los murmullos incesantes ni el glamour en el ring side. Hubo parte grande de su esencia ausente. Fue una noche sin euforia y escasos aplausos. Aunque en cierto modo volvieron las ganas de imaginar las mejores noches de Nicolino Locche con su astucia de torero, las esperanzas de recordar la prestancia de Acavallo, la furia de Galíndez y el Pio- Pio de Ringo. Porque después de todo, el boxeo es su historia, la que le dio origen, la razón a su existencia.

Fuente: Andrés Vázquez  PARA LA NACION – Fotos: Santa Cruz Alejandro – Télam – LA NACION Deportes – TwitterTyC Sports Play@TyCSportsPlay – LA NACION Deportes