/Boca – Arsenal: Exequiel Zeballos, ese rebelde que sólo quiere disfrutar y, mientras tanto, ayuda a Battaglia a ganar

Boca – Arsenal: Exequiel Zeballos, ese rebelde que sólo quiere disfrutar y, mientras tanto, ayuda a Battaglia a ganar

El apretado triunfo ante Arsenal, en el arranque de la Liga Profesional, le sirve a Boca para confirmar algunas sospechas y abrir ciertos interrogantes, rumbo a un intenso segundo semestre que comenzó en junio, por esas raras cosas del calendario futbolístico argentino. El equipo xeneize debió resolver a su favor el encuentro muchísimo antes de que el árbitro Fernando Espinoza pitara el final y el 2-1 sea cosa juzgada y en eso tuvo mucho que ver Exequiel Zeballos, un rebelde que ataca como wing y que ayuda a Sebastián Battaglia, uno de los DT que lo formó en la Reserva, para ganar partidos en la primera división.

Pero además del buen rendimiento de Zeballos, el técnico analizó otras cuestiones. Precisamente ese es uno de los focos que debe seguir trabajando Battaglia con sus dirigidos: cerrar los partidos resulta fundamental para un equipo que se ilusiona con llegar lo más lejos posible en la Libertadores, el torneo local y la Copa Argentina, precisamente con ese orden de prioridades.

En los últimos 10 minutos, en la Bombonera hubo un aroma a película repetida. El riesgo de que sucediera lo mismo que en el debut en la Copa de la Liga frente a Colón (Beltrán igualó sobre la hora) estuvo latente en todo momento. Sólo la impericia, o indecisión, de Lucas Brochero impidieron el 2 a 2. Porque casi sobre la hora, el hombre de Arsenal definió mal una jugada en la que la pelota le quedó servida en el punto penal. En lugar de apuntar y darle al arco la pisó y la bola apenas se trasladó por el césped unos metros antes del despeje local.

Escena del partido que disputan Boca Juniors y Arsenal de Sarandí
Escena del partido que disputan Boca Juniors y Arsenal de SarandíFabián Marelli – LA NACION

La superioridad entre un equipo y otro quedó mucho más plasmada en las estadísticas que en el resultado. En total, Boca hizo 17 remates (8 al arco) y Arsenal 6 (2), y sumó 10 córners contra solo uno de su rival. Además, el Xeneize también dominó la posesión (64% a 36%). Así y todo, el partido no terminó empatado por una acción fortuita.

En el plano de las confirmaciones, sin dudas Exequiel Zeballos volvió a demostrarle a Battaglia, y a todos los que dudasen de sus condiciones, que bien puede ser titular en la primera de Boca. El Changuito tuvo un inicio endemoniado, con lujos (desairó a un rival enganchando con su taco y gambeteando para sus espaldas), desbordes y una asistencia No look pass (mirando hacia un lado y cediendo el balón hacia el otro) para que Sebastián Villa marque el 2 a 0 parcial, apenas un minuto después de que Agustín Sandez, de cabeza, abriera la cuenta.

Al santiagueño sólo le faltó el gol, algo que no se le dio por exclusiva responsabilidad de Alejandro Medina, que en el segundo tiempo le desvió un potente zurdazo con el codo. El arquero de Arsenal, de buen trabajo, también le descolgó del ángulo una pelota con destino de red a Molinas.

La ovación con la que la Bombonera despidió a Zeballos, cuando salió reemplazado por Ramírez, resumió el reconocimiento del público a su actuación. “Solo tengo intenciones de disfrutar, de seguir aprendiendo del cuerpo técnico, del consejo y de mis compañeros para seguir creciendo como jugador”, dijo el Changuito ante las cámaras de TNT Sports tras el partido. El entusiasmo que despierta Zeballos aliviana un sector del campo de juego en el que a Boca no le sobran variantes. Sobre todo, ante la incógnita que despierta en todo el club el futuro de Sebastián Villa.

Lo mejor de Boca ante Arsenal

Con un juicio oral por violencia de género en su horizonte cercano, una segunda denuncia en la que se lo acusa de haber violado a su pareja y la posibilidad de que sea transferido en este mercado de pases (el más importante para los clubes de Europa), el colombiano podría estar disputando sus últimos partidos en el equipo de la Ribera.

Más claro: si no lo vende al exterior, si las causas judiciales siguen avanzando en favor de las denunciantes, el club podría aplicar el Protocolo que creó para poner en práctica ante hechos de violencia de género de sus empleados. De eso se desprende que, llegado el caso, Boca podría apartar, multar o incluso expulsarlo de la institución.

Además, si bien se sigue minimizando el asunto, los días pasan y Eduardo Salvio sigue sin reunirse con el Consejo de Fútbol para avanzar en la renovación de su vínculo con Boca. En 24 días, el Toto podrá negociar como agente libre con cualquier club del mundo.

Marcelo Weigandt, en acción, una escena del partido que disputaron Boca y Arsenal de Sarandí
Marcelo Weigandt, en acción, una escena del partido que disputaron Boca y Arsenal de SarandíFabián Marelli – LA NACION

La buena tarea de Marcelo Weigandt sobre el lateral derecho le abre al Xeneize un interrogante en relación a su futuro. Ausente Advíncula (de viaje con la selección de Perú, que el lunes próximo definirá su clasificación, o no, al Mundial Qatar 2022) y con Figal parado como zaguero, en reemplazo de Marcos Rojo, el Chelito jugó como para que Boca evalúe bien qué hacer, antes de definir si lo cede a préstamo a Gimnasia.

También hubo una aceptable tarea de Esteban Rolón en el mediocampo. Tantas veces cuestionado, el exHuracán fue otro de los puntos altos de este equipo xeneize alternativo, que guardó algunas piezas para el partido de este miércoles ante Ferro, por los 16vos. De final de la Copa Argentina.

Con Leandro Paredes y Darío Benedetto cantando en la platea a la par del resto de los hinchas, Boca inició la nueva temporada con una alegría. Y aun cuando deberá seguir trabajando, y continuar con su trabajo de consolidación como equipo, Battaglia tiene elementos para estar satisfecho por lo exhibido en el debut, más allá del resultado apretado.

Fuenrte:Ir a notas de Pablo LisottoPablo Lisotto  LA NACION – Fotos: Fabián Marelli – Video: ESPN.com – LA NACION DEPORTES