//Argentina Open: Lourdes Carlé, con el apoyo de Franco Davin, busca un lugar dentro del circuito WTA

Argentina Open: Lourdes Carlé, con el apoyo de Franco Davin, busca un lugar dentro del circuito WTA

La jugadora surgida en Daireaux habla de su decisión de mudarse a los Estados Unidos.

Entró en el court central del Buenos Aires Lawn Tennis Club y una marea de recuerdos tomó su memoria. En su pecho no tenía la bandera argentina, porque ya la lleva impregnada en su sangre. A su lado, no estuvo Camila Osorio, su pareja de dobles de ese momento, sino la jugadora griega Despina Papamichail. No sintió el apoyo acalorado bajar desde las tribunas, pero sí el cariño sentido de sus familiares y amigos. La última vez que había ingresado a jugar a esta histórica cancha lo hizo en 2018, en los Juegos Olímpicos de la Juventud. Ese fue su último año como junior, su última estocada antes de que su carrera tomase nuevos rumbos.

Lourdes Carlé sabe lo que quiere y para ello trabaja. Sabe exactamente lo que debe hacer en pos de sus objetivos, sus sueños. Abraza cada una de sus experiencias, desde sus frustraciones y aquellas dolorosas derrotas; hasta sus triunfos, convocatorias y aprendizajes. Supo adaptarse. Tomarse el tiempo para evolucionar como jugadora y madurar como persona. De aquella adolescente que pisó el court Guillermo Vilas en 2018, queda la esencia y ese hambre de gloria. De esta joven que volvió a hacerlo por la primera ronda del WTA 125 Argentina Open, refleja el optimismo, el trabajo y la convicción. Su seguridad.

“Busco siempre seguir mejorando mi tenis, creo que es lo más importante. Porque si mejoras, todo lo demás vendrá. Me trae muy lindos recuerdos estar acá, cuando entré a la cancha me acordé de todo eso. Hoy, tal vez, siendo más grande me doy cuenta que me faltó experiencia para entrar a esta cancha y eso. Pero vas creciendo, madurando, y haber estado en Buenos Aires 2018 toma otra dimensión”, describe a LA NACION Carlé, quien eligió mudarse de manera permanente a los Estados Unidos para impulsar su carrera.

Lourdes Carlé dio batalla en la primera ronda en el Buenos Aires, pero no pudo pasar el examen ante la griega Papamichail
Lourdes Carlé dio batalla en la primera ronda en el Buenos Aires, pero no pudo pasar el examen ante la griega PapamichailOscar Roberto Castro

Haber ingresado en el main draw del Argentina Open es su primera experiencia en un torneo de este calibre. Disputó la qualy de Praga este año, pero no la superó. Por eso es de vital importancia este tipo de oportunidades. Como a todos los tenistas que recién comienzan, los viajes y la falta de competencia les es un impedimento para mejorar y afianzarse “Es muy complicada la logística”, dice. Además, cuenta con tres encuentros en la Billie Jean King Cup, dos en singles y uno en dobles. Comenzó su carrera profesional con un ranking WTA de 720° y en estos años supo para hoy ubicarse en el 261°.

“Hoy pienso en entrar al Abierto de Australia. Estoy tranquila, sé que estoy cerca y espero eso. Pero siempre hay que seguir trabajando. El año pasado dije que me gustaría terminar dentro de las 250 y hoy más o menos estoy por ahí. Siempre el tenista quiere un poquito más, así que la idea es terminar mejor este año y seguir mejorando mi tenis, que es lo más importante. Porque si mejoras seguís bajando el ranking, y todo lo demás vendrá”, apunta. El paso por su primer main draw de WTA concluyó con una derrota el martes ante Despina Papamichail por 3-6, 6-2 y 6-2. Carlé buscará seguir avanzando en el doble. Junto a su vencedora, la griega Papamichail , este miércoles disputarán la segunda ronda en el Estadio 3 del BALTC.

Carlé es actualmente la 261a del ranking mundial femenino
Carlé es actualmente la 261a del ranking mundial femeninoOscar Roberto Castro

Carlé es entrenada por Franco Davin, histórico entrenador de Juan Martín del Potro y Gastón Gaudio. Es una oportunidad que le surgió luego de haber tomado una gran decisión. A los 17 años, cuando egresó del colegio secundario, la tenista, que hoy tiene 21, se mudó a los Estados Unidos. Allí se inscribió en la Universidad de Georgia y estudió management deportivo durante un año. Un paso que la llevó a cambiar sus objetivos -por un tiempo- y le sirvió como experiencia de vida para reacomodarse y explotar como jugadora profesional.

“Irme al principio me costó porque era chica y para mi edad tenía un buen ranking WTA. Entonces cuando entré a la universidad estuve un año sin competir profesionalmente y me costaba un poco más, tal vez por ese lado, veía cómo cada semana el ranking se me iba cada vez más lejos y era duro. Pero bueno, lo tomé por otro lado también. Fue una experiencia de vida, que aproveché para aprender a hablar inglés, algo clave para el tenis, y a competir en equipo, algo que al ser un deporte tan individual uno suele estar muy en lo tuyo y no te preocupas por otras personas, y esos valores de poder competir así estuvieron buenísimos”, dice la jugadora nacida en Daireaux, en la provincia de Buenos Aires.

Se formó en la escuela tandilense de Marcelo Gómez y Mario Bravo. Desde chica su potencia, su fortaleza mental y la potencia en sus tiros la llevaron a trepar rápidamente en el ranking juvenil. Fue campeona de single Sub 16 en el tradicional Orange Bowl en diciembre de 2015, estuvo presente en la mayoría de los cuadros principales de los Grand Slams junior desde 2016 y alcanzó las semifinales del US Open juvenil en 2017, lo que la llevó al Masters de ese año. Logros enormes, caricias al alma. Un reflejo de sus condiciones.

Radicada en los Estados Unidos, Carlé busca acercarse a la clasificación para el próximo Australian Open
Radicada en los Estados Unidos, Carlé busca acercarse a la clasificación para el próximo Australian OpenOscar Roberto Castro

En abril de 2021 disputó, tal vez, su mejor serie de la Billie Jean King Cup (ex Fed Cup) de su carrera. Fue convocada (por segunda vez) para ser la raqueta número dos del equipo argentino, detrás de Nadia Podoroska, para la serie en Córdoba ante Kazakhstán. En ese momento rondaba el puesto 430° del ranking, y corajuda como pocas, ganó sus partidos ante jugadoras Top 30. La Argentina perdió la serie 3-2.

“Lo de Córdoba fue un gran paso en mi carrera, marcó un momento. Fue algo increíble a nivel juego, por el equipo y por toda la gente que nos fue a ver, fue impresionante. En cuanto a lo personal, fue como decirme ‘yo puedo hacerlo’. Me dio mucha confianza para seguir en el año. Creo que hoy, estoy donde estoy en el ranking, obviamente por el trabajo que hice, pero en parte por ese fin de semana que me marcó muchísimo”, señala.

-¿Por qué crees que se potenció tu juego? ¿Qué cambió que te llevó a esa evolución?

-Mejoré un montón, y todo gracias a la ayuda de Davin. Él confió en mí y eso es impagable. En lo tenístico creo que progresé mucho por él. Le sumé aspectos a mi juego, me hizo estar más segura, a confiar en mi tenis. Fue todo un proceso, pero estoy contenta de estar con él. Además, nos juntamos en un año en el que por ahí no venía muy bien y haber podido arrancar a entrenar con él me hace muy bien, me cambió todo. Además, el hecho de estar cerca de los torneos, y tener competencia, es una gran ventaja.

Carlé y el Argentina Open: "es un torneo de una enorme magnitud y ayuda mucho. Es una experiencia enorme, porque no siempre tenemos la chance de jugar un torneo de esta importancia"
Carlé y el Argentina Open: “es un torneo de una enorme magnitud y ayuda mucho. Es una experiencia enorme, porque no siempre tenemos la chance de jugar un torneo de esta importancia”Oscar Roberto Castro

-En tu equipo también está Marcelo Albamonte, ¿qué le aporta a tu trabajo?

-Marcelo está en el equipo y es una persona muy importante. Hace la parte de las estadísticas de los partidos y eso para Franco es una gran ayuda. Porque de cada partido tenemos las estadísticas y de eso tenemos información para ver hacia dónde apuntar. Podemos saber dónde erré, los puntos altos y así hilar fino y trabajar bien. Además, es una excelente persona, me llevo muy bien y tiene esa parte de buena energía que siempre está tirando para adelante y eso siempre es super importante. Aparte, trabajo con mi psicólogo Pablo Pécora -a distancia-, un aspecto clave que me sirve para aprender a disfrutar del camino y a no frustrarme ante la derrota.

-¿Qué significa para el desarrollo del tenis femenino argentino que se dispute este torneo en el país?

-Es un torneo de una enorme magnitud y ayuda mucho. El hecho de que haya muchas chicas argentinas en el cuadro -ya sea por WC o Qualy- es una experiencia enorme, porque no siempre tenemos la chance de jugar un torneo de esta importancia. Es algo muy bueno y espero que sea un impulso para muchas chicas que vienen. En parte es gracias a los logros de Nadia (Podoroska) que lo que hizo es increíble. Fue un gran impulso para que el tenis crezca y mandar el mensaje de que se puede.

Fuente:Ir a notas de Olivia Díaz UgaldeOlivia Díaz Ugalde  LA NACION – Fotos: Oscar Roberto Castro – LA NACION Deportes

Seguí leyendo